Menéame somos todos


De abuelas y contradicciones

Mi abuela era un personaje pintorescamente contradictorio que presumÃa de una espantosa cicatriz en el hombro causada por su intervenciÃn en la guerra Civil EspaÃola por el bando Republicano al igual que de su devociÃn religiosa fuera de lo comÃn y de una posterior pasiÃn por el mundo de H. P. Lovecraft que alternaba con lecturas de Santa Teresa de JesÃs y Henry Miller, mientras viajaba por el mundo, claroâ, ya que por EspaÃa no fue muy bien recibida durante un tiempo.

De mi abuela obtuve muchas enseÃanzas, algunas con el paso del tiempo se mostraron correctas o positivas y otras no, pero una siempre me fue muy, muy Ãtil: âNo apreciamos lo que tenemos hasta que lo perdemosâ

Y desde luego esa es la enseÃanza mÃs importante que los usuarios y los que dirigen este lugar Ãnico en lengua espaÃola deberÃan entender y sobre todo comprender. En efecto, creo que no existe nada, absolutamente nada, semejante a MenÃame y que si lo perdemos no habrà nada igual en aÃos o, muy probablemente, nunca mÃs.

PreferirÃa estar equivocado en mis planteamientos y errado en mis conclusiones, pero creo que a casi nadie con cierto poder le interesa la existencia de un lugar que permita acceder al vasto cosmos de la informaciÃn en Internet filtrada a travÃs de las opiniones de un gran conjunto de usuarios que anteponen la calidad y la honestidad de los contenidos al peso de un talonario. Y sobre todo a nadie por ahà arriba le interesa un Ãgora donde debatir de forma sosegada, argumentada, aleccionadora y reflexivaâ o incluso acalorada, pero fÃjense que he empleado el verbo debatir y no discutir.

Considero que la evoluciÃn de esta pÃgina por los actuales derroteros no tiene por quà acabar necesariamente en su extinciÃn. Puede incluso que el camino actual le permita captar usuarios, adquirir una mayor relevancia y hasta mayor rentabilidad o una elevada capitalizaciÃn en futuras ampliaciones. O puede que no, pero el problema radica en que estamos constantemente equivocÃndonos en el planteamiento, no se trata de si MenÃame alcanzarà los objetivos planteados tras la toma del testigo cedido por Ricardo Galli y obtendrà la relevancia suficiente para poder generar los adecuados beneficios o enfrentarse a los problemas de Ãndole legislativa que la amenazan desde una posiciÃn de fuerza. La verdadera cuestiÃn es: ÂLa nueva polÃtica en la web acabarà con el âverdaderoâ MenÃame a medio plazo?

Mi respuesta es: probablemente sà pero no como ustedes esperan o predicen en su mayorÃa.

Con ello no quiero decir que se extinga ni mucho menos. Es posible que presenciemos una mutaciÃn similar a la de la pelÃcula âLa invasiÃn de los ultracuerposâ y que asistamos a una clonaciÃn de otros modelos de pÃgina, o incluso puede que se convierta en algo con un lejano parecido a una red social. A corto o medio plazo puede que dà grandes beneficios ÂPor quà no? Puede ser que tenga un elevado crecimiento y se inunde de usuarios sin criterio, consumidores âmainstreamâ, trolls, niÃos ratas, fachas, anarquistas, comunistas, machistas o como ustedes deseen llamarlos segÃn su criterio o inclinaciÃn polÃtica les lleve a odiar, Ãvidos de consumir ingentes cantidades de publicidad entremezclada con sus fotos vacacionales, paellas domingueras y alegres insultos, desproporcionados y sectarios, junto a la noticia polÃtica de turno.

Aunque no lo parezca, permitir unas polÃticas de actuaciÃn semejantes en la pÃgina o manifestarse en contra del boicot a los medios AEDE (aunque suponga legitimar a sus actuales enemigos naturales), es una actuaciÃn honesta y moralmente vÃlida para poder subsistir por parte de los dueÃos de una empresa. No nos engaÃemos: la visiÃn de un usuario rara vez coincidirà con la de un directivo de un medio digital, la capacidad de ambos de ver la realidad es la clave en este caso, Âpor quÃ?

Rara vez un usuario es consciente de lo que implica sacar a flote una empresa y a la vez satisfacer los deseos de sus clientes y accionistas; es algo muy complejo. Y, seamos realistas, de eso es de lo que estamos hablando.

Pienso que en EspaÃa, a dÃa de hoy, el mundo de los medios de comunicaciÃn se ha convertido en un lodazal, una infecta charca plagada de criaturas viles, donde muchos honrados periodistas han tenido que aceptar las reglas de sus amos para poder seguir comiendo y aceptar con vergÃenza su papel de marionetas, gracias a facturas e hipotecas lo suficientemente cuantiosas como para anestesiar la conciencia y la dignidad.

Por otro lado nos encontramos con un pÃblico que, mayoritariamente adormecido en el opio del circo mediÃtico y sin preparaciÃn para comprender cÃmo es engaÃado por unos hÃbiles prestidigitadores, bebe las pÃcimas del adoctrinamiento o la desinformaciÃn. Un pÃblico inconsciente y cÃndido que cree estar recibiendo informaciÃn y opiniones honestas mientras sus mayores preocupaciones se centran en dar de comer a sus hijos, que no los echen del trabajo y que la salud aguante otro aÃo porque la seguridad social ya no està en condiciones de soportar ni una sola visita mÃs por culpa de una ciudadanÃa que âha estado viviendo por encima de sus posibilidadesâ.

Por suerte aÃn quedan algunos medios relativamente dignos y han surgido otros nuevos, con la suficiente honestidad como para tomar el relevo de la informaciÃn veraz y fidedigna. Y no olvidemos que en Internet existen tambiÃn miles de pequeÃos y no tan pequeÃos lugares: blogs, pÃginas web, youtubers, tuiterosâ Miles de personas fieles a lo que les gusta pensar o hacer que, con gran esfuerzo, dignidad y voluntad mantienen estos espacios con sus propios medios, ofreciendo un sinfÃn de ideas y material cultural, de ocio, cientÃfico y tÃcnico, alejados de los designios de las grandes lÃneas de poder y pensamiento. Por suerte Internet es mucho mÃs y aquà es donde MenÃame puede nutrirse del antÃdoto contra esa venenosa pociÃn que son los muchos medios generalistas y carentes del deseo de una informaciÃn plural y democrÃtica a los que nos enfrentamos diariamente.

ÂEntonces, acabar con el Boicot AEDE es una soluciÃn para los problemas?

Absolutamente NO. Pero es parte de un verdadero problema mÃs profundo, un problema que se suma a los de moderaciÃn, votaciÃn, asociado a veces a los mecanismos que hacen efectivo dicho boicot. A todo esto se puede sumar la visiÃn de intransigencia que està tomando una parte del pÃblico respecto a la pÃgina, asociÃndola de una manera errÃnea a un partido polÃtico concreto o la deriva hacÃa un pÃblico radicalizado, al que se le permiten comportamientos abusivos. Pero, como digo siempre, todo es mucho mÃs complejo.

ÂAcerca del boicot, la ecuaciÃn para influir en una legislaciÃn es sencilla: para que MenÃame pueda presentarse en Bruselas o en el mismÃsimo Congreso y ese acto no quede como una simple pataleta de niÃo que pierde en el juego, debe tener âRelevanciaâ y esta se logra por la suma de usuarios, ingresos, prestigio y repercusiÃn mediÃtica.

He podido constatar que, en estos momentos, MenÃame carece, por desgracia, de la suficiente relevancia como para poder influir en la redacciÃn de textos mÃs justos, para asà alterar unas leyes que parecen dictadas para beneficiar econÃmicamente a determinados grupos mediÃticos.

(Entre parÃntesis, recordemos que a estos grupos les salià el tiro por la culata al no comprender, por ignorancia o arrogancia, que Google era infinitamente mÃs relevante que todos ellos juntos, y que la partida en este juego la gana siempre el mÃs poderoso. Una regla bÃsica que nuestros dirigentes deberÃan conocer antes de entrar en combate).

Sigamos. Como decÃa, se dicta una ley por razones crematÃsticas y, de paso, en pleno sinsentido, acabar si se puede con una pÃgina molesta para un amplio sector de los medios de comunicaciÃn.

ÂPor quà digo que MenÃame es una pÃgina âmolestaâ? Porque un MenÃame bien hecho supondrÃa un reducto de reflexiÃn, opiniÃn formada, debates inteligentes y fuente de informaciÃn alternativa. Justo lo contrario de lo que interesa a los grandes grupos mediÃticos y al poder.

Eso fue lo que representà MenÃame en su momento y lo que poco a poco se està perdiendo, pero que aÃn se mantiene gracias a una parte de usuarios honestos, respetuosos y comprometidos. Un reducto en el que se plantea y alienta un pensamiento crÃtico, alimentado por los miles de lugares agregados, muchos de ellos pequeÃos, que ofrecen un molesto punto de comparaciÃn frente a los bajos estÃndares de calidad y rigor de los âmedios tradicionalesâ.

Un polÃmico y activo usuario por todos conocido llamado @Helisan redactà el 29 de enero de 2017 unas lÃneas que sintetizan muy adecuadamente y de manera ingeniosa el papel de los medios AEDE y que me voy a tomar la licencia de reproducir:

âSon como la Estrella de la muerte, una bola muy peligrosa para la repÃblica pero una mota de polvo en el universo y un engendro tecnolÃgico insignificante ante el poder de La Fuerza. Su importancia radica en su peligrosidad y el interÃs que despierta es sÃlo en cuanto a cÃmo se la harà volar por los aires. MenÃame no pierde calidad por boicotear el escaso y previsible contenido de los altavoces de la Coca Cola, del banco Santander, de los accionistas saudÃes o del gobierno corrupto de un rÃgimen bananeroââ

Afortunadamente la calidad de MenÃame depende de la calidad de los enlaces y los comentarios, es decir depende de los usuarios. Repito, la calidad de MenÃame depende de sus usuarios y si se vetan noticias de calidad o se promueven otras que no cumplen unos mÃnimos de calidad u honestidad a causa de una mala gestiÃn del protocolo, si los usuarios mÃs respetuosos e implicados son atacados y vilipendiados por otros mÃs violentos radicales, sea cual sea su color, si estos hechos provocan el abandono de los que contribuyen a la calidad y el prestigio Âquà nos queda?

ÂFÃcil, âEl Imperioâ: -Pongan aquà la pÃgina o plataforma que ustedes deseen elegir-, asà que llegado el caso de que la mutaciÃn se produzca, Âquà interÃs puede tener para el comÃn de los mortales entrar en un sitio idÃntico a otros, pero menos desarrollado? ÂEs quizÃs este el camino promovido?

ÂMi respuesta una vez mÃs es âno lo sÃâ, pero confÃo sinceramente en la inteligencia, honestidad y buena voluntad de los promotores de MenÃame y su equipo, porque cuando decidimos afrontar un tipo de empresa como esta siempre hay unas convicciones Ãticas y una formaciÃn intelectual superior y mÃs fuerte que la que posee quien monta un casino, un burdel, o una tele tienda a las cuatro de la madrugada para ofrecernos un falso vidente.

7 de diciembre de 2005, 5 horas y 5 minutosâ 1Â Portada

MenÃame nace exactamente el 7 de diciembre de 2005 de la mano de Ricardo Galli y Benjamà Villoslada, pero no supe de su existencia hasta comienzos de marzo o abril del aÃo siguiente. Por entonces yo residÃa en EEUU por lo de siempre: aquà me resultà siempre difÃcil encontrar trabajo en la tan traÃda I+D, allÃ, al menos, logrà un trabajo decente en un puesto educativo.

MenÃame resultaba y resulta sin duda un gran lugar para filtrar contenidos de calidad que no procedan de las principales corrientes informativas (o desinformativas, elijan ustedes el tÃrmino que mÃs les plazca). Me asusta pensar que ese contenido de calidad està virando hacÃa una pendiente peligrosa.

Pese a darme de alta en la pÃgina, mi incapacidad para socializar delante de un teclado de ordenador era tan obvia que, tras unos meses, olvidà hasta la contraseÃa, pero no me importÃ: como muchos miles de usuarios disfrutaba de las referencias a cientos de lugares que no conocÃa y como tamiz de las noticias mÃs destacadas del dÃa en los medios mÃs relevantes. Si algo me gustaba: votito anÃnimo desde cualquier ordenador.

Cuando disponÃa de tiempo libre, disfrutaba sobremanera leyendo los inteligentes comentarios de muchos usuarios o las largas discusiones argumentadas que se sostenÃan en intensos debates donde el ingenio en la escritura superaba con creces al de muchos redactores de grandes medios. Lo digo en serio y sin ruborizarme: no me considero una persona con una formaciÃn excesivamente elevada o exquisita, pero siempre he adorado la lectura y los libros, asà que aquellos debates me provocaban un delicioso placer intelectual como voyeur.

Sencillamente disfrutaba de los contenidos, me informaba desde diversos prismas, completaba mi cultura general con interesantes trabajos de historia, ampliaba a veces mis conocimientos tÃcnicos, a veces me sorprendÃa a mà mismo reflexionando y poniendo en duda mis propias creencias en algunos temas con la sabidurÃa e inteligencia de algunas reflexiones de los usuarios o sencillamente me divertÃa sin mÃs con las ingeniosas tonterÃas de algunos.

Ya terminada la primera dÃcada del siglo XXI y como mi salud ya no estaba en su plenitud, comienzo a plantearme volver a mi amado Reino de la Calderona en plena crisis y ver cÃmo està el Imperio: efectivamente, todo hecho unos zorros por que los espaÃoles somos unos tristes que vemos las cosas muy negativas. Eso sÃ, existe una nueva generaciÃn que con crisis o sin crisis ha nacido con Internet y una manera de pensar radicalmente diferente a la sociedad analÃgica.

Pienso en todo lo que se ha perdido desde que tuve que cruzar el OcÃano hace muchos aÃos y el fantasma de mi abuela me vuelve a rondar, muchos no comprenden que el estado del bienestar se fue para no volver (no tengo muy claro que alguna vez le llegara a todo el mundo) sencillamente rezan por que las cosas no vayan a peor en un mundo donde el simple hecho de tener un trabajo se considera un privilegio.

Y con estas pasa el tiempo, y una maÃana lluviosa de domingo volvà a MenÃame.

Al principio sencillamente hice lo que la mayorÃa de la gente, entrà sin mÃs y pinchà en los enlaces de portada o leà comentarios. La verdad es que el nivel de insultos, lenguaje grosero y descalificaciones por parte de los usuarios habÃa aumentado desde los Ãltimos tiempos de mi primera etapa y comenzaban a aflorar en tales textos ideologÃas y comportamientos realmente injustificables que me hacÃan a veces cambiar por completo de noticia y no seguir por ahÃ.

No es que el tono distendido y los usuarios âespecialitosâ no hubieran existido siempre, pero la cosa a simple vista destacaba mÃs de lo habitual, me gustan los foros donde las distintas ideas debaten en vez del âtà mÃsâ de la polÃtica y âgran hermanoâ, ademÃs mi principal interÃs radicaba en las noticias de ciencia, cultura o historia (que por cierto, siempre han brillado por su ausencia en los grandes medios, AEDE o no, sobre todo en sus portadas).

Me dio por registrar un usuario en honor al bello lugar donde resido y comencà a realizar comentarios. Era entretenido, intranscendente por lo general, pero superaba con creces el nivel intelectual de cualquier conversaciÃn en la redâ y si no, hay que reconocer que el ingenio humorÃstico de algunos meneantes te alegra el dÃa, hasta que un dÃa alguien publicà algo sobre un satÃlite que habÃa vuelto a la vida.

Comencà una entretenida charla que me recordà al mÃs puro MenÃame de la primera Ãpoca, descubrà que seguÃa vivo y que ese MenÃame FÃnix podÃa sacar lo mejor de las personas, personalmente me embarcà en una aventura en la que conocà a gente increÃble y aprendà cosas aÃn mÃs interesantes y sorprendentes que cambiaron algunos de mis propios puntos de vista, a la vez que descubrà que podemos interesar, emocionar y hacer pensar a las personas con tan sÃlo comprometernos a escucharlas y contestarles con respeto, donde el agradecimiento recibido compensà por mil cada segundo empleado pues MenÃame es un lugar de gente maravillosa y especial que puede llegar a donde ninguna otra pÃgina ha llegado.

ÂÂPor quÃ?

Sencillo: MenÃame sois vosotros.

Â

A continuaciÃn os dejo un resumen de las impresiones que expongo de una manera mÃs amplia en el texto completo y que espero sepÃis juzgar con vehemencia y corregidme de ser necesario. Tan solo os pido una reflexiÃn serena alejada del simplismo argumental y el exabrupto gratuito que ninguno de los usuarios de este lugar merece (a excepciÃn probablemente de mi persona, que por alguna razÃn que no me explico tiende siempre a meterse en estos lÃos ÂCoÃe!)

  • ÂEl comportamiento de AEDE y CEDRO ha sido cuando menos deshonesto al intentar perjudicar a MenÃame por intereses econÃmicos e ideolÃgicos, eso para empezar.
  • El problema no es el boicot AEDE. Yo nunca voto negativo a las noticias, ni a los comentarios desde casi el principio de los tiempos, pero comprendo perfectamente a quien SÃ lo hace pues estos medios solo desean dos caminos terribles para MenÃame:

Â

1Â Extinguirse o quedar reducido a una plataforma sin relevancia ni medios.

Â2Â Transformarse en un sucedÃneo, sin alma, de red social o Reddit

ÂEs decir, AEDE y sus intereses afines desean eliminar la amenaza que pueda suponer una plataforma con prestigio, que tenga una respetada opiniÃn progresista o que se transforme en un lodazal de insultos y descalificaciones sazonado con noticias sensacionalistas o intrascendentes ÂA que a todos les suenan famosos lugares como esos?

  • ÂMenÃame debe comprender y asumir que existe un problema con el sistema de votaciÃn, promociÃn y gestiÃn de los perfiles que permite que unos pocos usuarios deshonestos aprovechen fisuras en el sistema para cometer abusos que desprestigian a la totalidad de la pÃgina o permiten que usuarios fieles, inteligentes, moderados y motivados acaben abandonando su indispensable labor aportando calidad a la pÃgina con su selecciÃn de noticias, comentarios y votos.

Â

  • Los administradores / moderadores tanto de las lÃneas principales como de los subs, tienen que ser reconocidos y respetados, por usuarios y por MenÃame, son el alma y el elemento que marca la diferencia, pues deben ejercer un control activo y responsable de los abusos, que ofrezca un prestigio efectivo a la pÃgina como foro de igualdad y respeto, de Ãgora donde se permite la reflexiÃn a todo tipo de ideas, pero se penalice sin vergÃenza, ni miedo a perder usuarios las actitudes injustas, machistas, racistas y similares que deben erradicarse inexcusablemente pero con educaciÃn y con la fuerza de los argumentos (soy consciente del problema en recursos, complejidad y paciencia que tal empresa requiere).

Â

  • Los âsubsâ estÃn objetivamente infravalorados y no se comprende muchas veces el gran trabajo que muchos usuarios ponen para mantenerlos u ofrecer contenidos de calidad, que muchas veces se pierden por la complejidad que supone para el usuario normal acceder a ellos, si no se tiene cierto grado de experiencia (un plazo en el cual, se pierden potenciales usuarios).
  • ÂÂUn algoritmo, sea el que fuere nunca podrà ser la Ãnica herramienta para gestionar el comportamiento abusivo o injusto.

Â

  • Es un completo absurdo que un usuario con ideas moderadas, viejo o nuevo, con ilusiÃn y ganas de participar en una comunidad que considera con mejor criterio que las demÃs, vea enterrado su âKarmaâ, ese valor que se le supone dentro de la comunidad, al publicar algÃn comentario razonable o por causa de comportamientos abusivos cuando se denuncian hechos execrables.

Â

  • La soluciÃn no puede ser expulsar sin mÃs o insultar a los usuarios con conductas reprobables, hay que evitar un comportamiento que nos iguale a ellos y dejarlos en evidencia con la ayuda de una gestiÃn adecuada de la polÃtica de ârespetoâ en MenÃame.

Â

  • Con educaciÃn y razonando se puede cambiar el respeto y el prestigio incluso a una mayorÃa de ideas contrarias en ausencia de referentes en los medios de comunicaciÃn actual.

Â

etiquetas: artículo

» noticia original ()

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s