Adiós a la camaradería: el mandatario de Ecuador inhabilita a su vicepresidente


El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, dejó sin funciones el jueves a su vicepresidente, lo que generó una crisis interna en el movimiento oficialista.

En la resolución, Moreno no precisa la duración de la medida que deja al vicepresidente Jorge Glas, un ingeniero eléctrico de 47 años, sin facultades para ejercer tareas de representación que tenía en el Estado.

“Tanto la lealtad como el compromiso asumido por el proyecto político de la Revolución Ciudadana implican servir a la Patria en unidad de esfuerzos, lo cual no ha sido debidamente entendido por el Vicepresidente de la República”, argumenta Moreno en el decreto ejecutivo.

Glas, quien fue vicepresidente del exmandatario Rafael Correa entre 2013 y 2017, aseguró desde su despacho que no renunciará al cargo y que continuará trabajando.

El vicepresidente cuestionó el miércoles en un comunicado las cifras presentadas por Moreno la semana pasada que revelaron una situación económica “crítica” por un fuerte endeudamiento y gasto público. Además rechazó el diálogo que el mandatario ha mantenido con sectores de la oposición.

“Me debo a mi pueblo, fui reelecto vicepresidente y está él (Moreno) consciente que nos eligieron a ambos, binomio de Alianza País”, dijo Glas a periodistas al calificar la medida como una “traición a la voluntad popular”.

Cuando asumió el poder en mayo pasado, Moreno designó a Glas como cabeza de algunas entidades vinculadas con el desarrollo productivo y un comité para la reconstrucción de las zonas afectadas por el devastador terremoto de abril del año pasado.

La Constitución del país establece que el vicepresidente tendrá que cumplir las funciones que le asigne el jefe de Estado, con lo que sustentó su decisión Moreno, quien no puede destituir a Glas porque su cargo es de elección popular.

“Sigo siendo el vicepresidente del país (…)” dijo Glas e indicó que actuará conforme a lo que le dicte su conciencia y responsabilizó al mandatario por su seguridad.

El vicepresidente ha sido vinculado a denuncias de corrupción relacionadas con la red de sobornos de la constructora Odebrecht en la región, aunque no ha habido ninguna resolución firme en su contra. Glas ha negado todas las acusaciones y ha puesto a revisión su patrimonio personal.

No obstante, el fiscal Carlos Baca confirmó que Glas es indagado por un “potencial” delito de peculado, luego que un informe de una entidad de control público responsabilizara al funcionario por irregularidades en la firma de un contrato petrolero con una empresa de prestación de servicios local.

Sigue a VICE News En Español en Twitter: @VICENewsEs

http://ift.tt/2urKG2c

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s