Unas camgirls nos cuentan las peticiones más extrañas que han recibido


Una ventaja que la industria del webcam le ha dado a los consumidores de pornografía es la capacidad de realizar solicitudes especiales y personalizar sus experiencias masturbatorias. Aunque las modelos webcam pueden establecer los objetivos que quieren alcanzar en las sesiones en los sitios de live-streaming, también tienen la opción de recibir solicitudes por parte de los clientes, ya sea para un show privado o un video pregrabado.

Dado que el alcance de la sexualidad humana es inimaginablemente amplio, nos acercamos a unas modelos webcam para preguntarles sobre las peticiones más insólitas que han recibido en el transcurso de sus carreras.

“Por lo general, nunca es mi deseo hacer que un hombre se sienta raro debido a sus fetiches”, le dijo a VICE Avery Saunders, quien ha sido camgirl por más de seis años. “Digo lo que puedo hacer y luego establezco aquello con lo que me siento cómoda”.


Relacionados: Fui camgirl a los 13 años


Creo que todos estamos de acuerdo en que avergonzar a la gente por sus fetiches sexuales no está bien, así que piensen en los siguientes ejemplos de solicitudes inusuales como una celebración de lo variada que es la sexualidad humana:

“Lo más extraño que me han pedido hacer es ‘cambiar’ virtualmente el pañal sucio de un hombre. Todavía no estoy segura cómo hubiera funcionado logísticamente… También me han pedido que ponga mis fluidos en un Tupperware muy específico. Cumplí con la solicitud del Tupperware, me llevó días. El caballero del pañal estaba dispuesto a ofrecerme el equivalente a $20 dólares por media hora en Skype… Obviamente recliné la oferta”. Ryland Baby, camgirl durante dos años.

“Recibo solicitudes para usar determinados atuendos, así que tengo un espacio para eso en mi menú. También he tenido gente que me pide verter todos los líquidos que hay en mi refrigerador sobre mi cuerpo (fetichismo sploshing), lo que gratamente dio como resultado un espectáculo que hago en ocasiones especiales debido a que fue muy divertido”. o0Pepper0o, camgirl por más de cinco años.

Captura de pantalla enviada.

“Vomitar por meterme un dildo hasta la garganta, echarme pedos, y un tipo me pidió fotos de mí cuando era pequeña. Otro tipo quería que trajera una caja llena de gatitos para que les gritara y que luego me desnudara.

También muchas cosas que tienen que ver con la raza: algunos hombres me piden que me vista como la típica chica con capa, con grandes pendientes de aro, lápiz labial rojo, y les hable de cierta manera para que adquieran una actitud determinada. Algunos chicos simplemente te piden que aceptes y luego dicen cosas como: ‘Eres una hermosa diosa negra, y soy tu campesino blanco, ¿de acuerdo?’. También al revés, algunos tipos dicen cosas como: ‘Quiero hacerte mi esclava, seré tu amo’.


Relacionados: Los guardianes de las salas de chat de las camgirls


Ha habido chicos que quieren que les envíe por correo ropa interior sucia o fluidos corporales en un pequeño recipiente. A un chico le gustaba que usara abrigo”. — Avery Saunders

“Ya me es difícil decir que algo es raro. Después de hacer esto durante tanto tiempo, los fetiches fuera de lo común son la norma. Pero hay algunos que se destacan: mi favorito fue un cliente que quería que fingiera ser un zombi: babeando, caminando con las manos extendidas y las muñecas caídas, quejándome mientras decía ‘cerebrosss’. Eso fue muy divertido.

Otro fue un tipo que quería que fingiera ser su tigre mascota, y que ‘me cagara en el suelo mientras miraba ferozmente a la cámara’. Esa petición la rechacé. Otra petición que recibo con bastante frecuencia es que me afeite la cabeza o parte de ella, lo cual siempre me ha parecido extraño. Sin embargo, todavía no me han ofrecido suficiente dinero como para hacerlo”. Dahlia Dee, camgirl por más de seis años.

“Sin ningún orden en particular:

  • En un show chica-chico-chica nos hicieron la solicitud, entre todas las posibilidades disponibles, de que las dos chicas nos fuéramos y dejáramos que el chico se masturbara.
  • Comida, específicamente salchichas o hotdogs. [Él chico quería que] tuviera sexo con esas cosas, usándolas como consoladores sin condón. Me estuvo pidiendo que les quitara el condón, ¡pero de ninguna manera! Obviamente el no entendía de PH femenino y su delicado balance.
  • Salir a caminar primero y ensuciarme la planta de los pies.
  • Fumar un cigarrillo e ignorarlo.
  • Globos: no que los hiciera estallar… que los acariciara, los adornara y los guardara para reventarlos en las fiestas.
  • Estornudar y sonarme la nariz.
  • Echarme un pedo frente a la cámara, asegurándome de estar lo bastante cerca de ella como para que él pudiera ver mi orificio, y el encogimiento de mi ano durante el proceso.

Estas peticiones están más allá de mis límites: que les cambiara el pañal, o que usara uno y defecara en él. Esas están en el número uno de mis listas de ‘rarezas’ y de ‘no hay manera'”.

Alissa Black, camgirl por casi diez años.


Relacionados: Lo que aprendí estudiando fetiches de canibalismo, globos y más


“La solicitud más extraña que he recibido fue equilibrar un zapato de tacón en mi cabeza durante 30 segundos. Pagó la mitad por adelantado, y la otra mitad después de que lo hice. Solo quería que lo hiciera por 30 segundos, pero duré dos minutos. Probablemente le cobré como 200 tokens ($20 dólares para él y $10 para mí). Fue un día lleno de diversión, así que simplemente flui con la rareza”. — Melody Kush, camgirl de tiempo completo durante cinco años y medio.

“He recibido algunas solicitudes raras para hacer shows y clips privados, como poner rebanadas de queso sobre todo mi cuerpo y quedarme quieta. ¡Creo que quería que usara queso color naranja como el queso cheddar, y casualmente tenía! Hasta el día de hoy no estoy segura de por qué… [también] quería que frotara pastel por todo mi cuerpo y bailara.

Las solicitudes que tienen que ver con comida no me llegan muy seguido, pero cuando llegan, son muy específicas y detalladas. Se puede decir que las personas que las hacen saben lo que quieren ver y probablemente no lo pueden encontrar en ningún otro lado. Con más frecuencia, me llegan solicitudes relacionadas con ropa, quieren que simplemente modele o que me pruebe zapatos mientras ellos se masturban”. Jane Wilde camgirl por un año, cuatro meses.

Las entrevistas fueron editadas por motivos de longitud y claridad.

Sigue a Allison Tierney en Twitter.

http://ift.tt/2G6nwVD

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s