Cómo no ser un idiota cuando tus amigos empiezan a tener bebés


Este artículo se publicó originalmente en VICE Netherlands.

He llegado a la etapa de la vida en la que es posible que alguno de mis amigos elija deliberadamente la procreación. Hasta hace poco, la idea de tener hijos era una pesadilla, un bebé era una fábrica de popo agotadora en todos los sentidos, que llega a quitarnos la libertad y todo lo que apreciamos en la vida. Y luego, algo pasa por ahí de los 25 años: una de tus amigas casadas anuncia su embarazo y, en lugar pedirte que las acompañes al doctor, tienes que comprarles una manta suave y algunas cosas especiales de goma para sus pezones. En algún momento, la perspectiva de tener un bebé deja de ser un “horror” y pasa a ser una “esperanza”, y eso lo cambia todo.

De la nada, una de mis amigas y su novio trataron de quedar embarazados, tuvieron éxito y tuvieron un bebé. Honestamente, no debería de ser para tanto. Si hubiera nacido hace algunas generaciones, estaría celebrando mi aniversario de bodas de plata, rodeado de mis seis hijos sobrevivientes y una cantidad inconmensurable de nietos. Pero sí fue para tanto, sobre todo porque parecía que había nuevas reglas sobre cómo portarte con un amigo cercano que tiene cosas más importantes de qué preocuparse que tú. Con la ayuda de mi amiga recién convertida en madre, hice una guía rápida para tratar con esos amigos que pronto se convertirán en padres.

No te emociones tanto

Cuando tu amiga te revele cara a cara que está embarazada, está bien sentirse orgulloso e incluso derramar una lágrima de alegría, pero mantén la calma. Sin hiperventilarte, sin llorar como loco, eso nada más es incómodo, y estás haciendo que todo se concentre en ti. No hagas eso. Ten en cuenta que tú no eres el que se va a enfrentar a las náuseas del embarazo, a las goteras de las boobies y a las hormonas. Debes mantenerte emocionalmente estable para escuchar y asimilar las esperanzas y temores de tu amiga. Simplemente di: “Por ahí dicen que [ repite tu nombre ] es un buen nombre”, y luego supérenlo.

Respeta la foto del ultrasonido

Photo via Flickr user Mike Porcenaluk

Para ser justos, los ultrasonidos no son tan interesantes. Sólo son manchas en blanco y negro, y es muy difícil saber si son los contornos del comienzo de un ser humano, o simplemente una huella digital sucia. Sin embargo, es irrelevante; probablemente tu amiga se ponga histérica al respecto, ya que es una prueba visual de que está creando una nueva vida desde el principio. Si te presenta la imagen del ultrasonido, no seas malo. Simplemente murmura “ahhh” y mantén la conversación en movimiento.

Sácale todo el provecho al baby shower

Siempre había relacionado los baby showers con el té, los cupcakes rancios y los chats de ropa de maternidad, pero ese no tiene que ser el caso. No hay mejor razón para emborracharse juntos que el hecho de que una de tus amigas está a punto de sacarle algo de fruta a sus entrañas, ella es la única que no puede beber. Es una celebración legítima y ofrece una de las pocas oportunidades que quedan para pasar tiempo de calidad juntos sin que los bebés se interpongan en el camino. Y, como beneficio adicional, le da a tu amiga la oportunidad de practicar sobriamente su trato con personas sin ningún sentido de decoración o dignidad, que le será útil cuando esa personita en su estómago llegue a los terribles dos años.

Cosas que no debes de decir en las últimas dos semanas de embarazo

  • “Wow, se ve que está pesado”.
  • “¿Exactamente cuántos hay ahí adentro?”
  • “¿Crees que vas a estar bien y que después vas a poder regresar tu estomago a la normalidad? ”
  • “¿Estás segura que estás lista para esto?”
  • “Leí que tu vagina se agranda y espero que estés lista para eso”

Entiende las prioridades de una mujer en trabajo de parto

Es posible que esperes recibir un mensaje personalizado o un DM con una foto bien iluminada del recién nacido, pero es casi seguro que escuches la noticia de otra persona, en Facebook o, en el mejor de los casos, en uno de los grupos de chat que compartes. Otra vez, no te lo tomes personal, es sólo que ya no eres tan importante como pensabas. Tu amiga se acaba de partir en dos para dar a luz a alguien a quien ama más que a ti. No te tomes personal este cambio de prioridades, y definitivamente no mandes ningún mensaje pasivo-agresivo como, “Sí, ya me enteré, eh”.


Relacionados: Deleita tus ojos con estos bebés comestibles de gelatina


Además, no tienes que hacer tantas preguntas para parecer interesado. Las consultas sobre cuánto tiempo le llevó y el peso del bebé y si es cierto que las mujeres realmente se cagan durante el trabajo de parto nada más distraen a los padres de centrarse en mantener vivo a su recién nacido.

Cómo reaccionar a las primeras fotos del bebé

Es una verdad incómoda pero universal que los bebés recién nacidos no son muy bonitos: son una masa rara de humanidad aplastada y arrugada. Pero es probable que tu amiga no haya dormido durante mucho tiempo y haya dedicado su espíritu y cuerpo a contribuir de manera activa con esta maravilla a la que llamamos vida, por eso si somos sinceros con relación a cómo se ve el bebé, la respuesta no puede ser buena. Simplemente utiliza las expresiones “ahh”, “wow” y “aww” cuando te lo enseñen.

También descubrí que funciona para otras cosas que no tienen que ver con el aspecto físico del niño, como cuando te dicen el nombre, o te enseñan un atuendo cute o cuando ves la sorprendente cantidad de cabello que tiene en la cabeza, esto mantendrá la conversación en una dirección positiva. Es como hablar con alguien que ama demasiado a su gato: sólo debes decir “apuesto a que tiene una personalidad increíble, ¿no?” y dejarlos mentir.

No te preocupes tanto por el regalo, sólo compra algo y ya

La lista de cosas que les gustan a los bebés incluye: colores, dedos, papel, luz, caras, animales, tazas, arena, aire, cabello, ropa, dormir, narices, alfombras, hilo, cucharas, estrellas, oídos, oscuridad, lápices, popotes y ojos. Un bebé recién nacido literal se sorprende con todo y tiene un gusto cero discernible. Hay una gran posibilidad de que prefieran el papel de regalo que la cosa que está adentro, así que no pierdas demasiado tiempo pensando en eso. Es mejor que les des algo de significado y valor cuando sean lo suficientemente grandes como para apreciar todo el dinero que te gastaste en un regalo increíble. Por ahora, solo consigue un onesie o un oso de peluche para que arruinen con su constante y constante mierda.

Saber cuándo visitar

Ahora si, pon atención, por favor; hay muchas cosas que pueden salir mal en este punto. Como todo en la vida, es vital saber cuál es tu lugar cuando visites a los nuevos padres. No vayas sin invitación el primer día con una caja de bombones y con la intención de no perderte ni un segundo de la vida de este bebé.Tampoco les hables con anticipación para ver si puedes pasar el miércoles alrededor de las 4 PM, porque es un concepto imposible para las personas responsables de una criatura que necesita alimentarse de un seno siete veces en la noche y que sigue cagando sin la debida advertencia. Entonces, es importante ser flexible.

Además, ir visitar a personas que acaban de convertirse en padres no es como visitar a tus propios padres, donde puedes llegar a invadir, dormir en el sillón y preguntar qué hay de cenar. No existe la posibilidad de que tu amigo tenga ganas de servirte, así que lleva algo de comida para todos, haz algo útil como lavar los platos, y no te quedes por mucho tiempo: tres historias de Instagram y vámonos.

Photo via Flickr user Charles Street Bakery

Cargar al bebé por primera vez

En primer lugar, no preguntes si puedes cargar al niño. Estás poniendo a la madre en una posición incómoda si no está lista para poner lo que alguna vez estuvo en su vientre en tus brazos. Así que espera a que te lo pidan, y cuando eso pase, prepárete para hacerlo, con las manos limpias y bien lavadas. Los bebés recién nacidos son seres increíblemente frágiles; lo último que necesitan es ingerir cualquier bacteria anormal que tengas, cabrón.

Independientemente de que tan incapacitado estés para cargar a un bebé, decir “yo pasó, gracias” puede ser percibido como un insulto grave, así que sólo hazlo. Cargar al bebé puede ser la mejor sensación del mundo, pero también es aterrador darse cuenta de todo lo que puede salir mal en ese instante. ¿Qué pasa si accidentalmente lo dejas caer? ¿Qué pasa si aplastas accidentalmente su pequeña y dulce cráneo? ¿Qué pasa si te vomita? Este tipo de pánico es perfectamente normal. Lo peor que puede pasar en este caso es que el niño empiece a llorar una vez que esté en tus brazos y, francamente, eso es una pesadilla absoluta. No hay nada más humillante que alguien que no tiene ninguna experiencia o personalidad empiece a llorar, simplemente porque sienten que no deberían estar cerca de ti. Si esto sucede, lo mejor es sonreír valientemente, devolverle el niño a sus padres, correr a tu casa, cerrar las cortinas y reflexionar silenciosamente sobre tus errores.

Y para concluir, tienes que hacer que la madre vuelva a ser una amiga

Después de que tu amiga haya pasado meses creando y alimentando una nueva vida y tú hayas estado ocupado acostumbrándote a esta nueva y loca realidad, es hora de volver a ser los amigos que alguna vez fueron. No hay reglas o lo que se debe o no hacer en sus interacciones, sólo quedan tú, ella y este pequeñito nuevo que han aprendido a amar con mucho trabajo. Entiéndelo, el niño no irá a ninguna parte. También podrías empezar a hacer que te caiga bien para que, cuando crezca y se convierta en un ser humano real que hable y controle sus esfínteres, estés preparado.

https://ift.tt/2v4Fw1K

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s