Susana: Una madre arrebatada de sus tres hijos


El feminicidio en México es un problema que nos debe importar a todos. Del 1 de enero al 12 de junio se han reportado 813 feminicidios, principalmente en el Estado de México con 80, Veracruz con 75 y Guanajuato con con 70.

El 1 de junio de 2018 recibí un mensaje de Abi Aguilar, quien escribía lo siguiente. “¡Buenas noches quisiera exponer un caso! Y no sé en dónde comunicarme contigo espero me ayudes”. Acordamos reunirnos con su familia el domingo 3 de junio.

En una casa humilde ubicada en Cuautepec Barrio Alto, en la Ciudad de México, alrededor de una mesa con dos recipientes de guacamole me dieron la bienvenida Cristian, Abi, Dulce María y Doña Alejandra, los hijos y la madre de Susana García, quien fue asesinada en 2017 y que figuraba aún en nuestra base de datos como desconocida.

El 20 de diciembre de 2017 el cuerpo de una mujer fue encontrado en Zinacantepec, Estado de México. La nota textual mencionaba que se trataba de una mujer de entre 25 a 30 años de edad, que había sido abandonada con una bolsa en la cabeza. Se trataba del feminicidio 1,715 de nuestro punzante y vergonzoso compendio del 2017.

El 22 de diciembre Abi, la segunda hija de Susana, acudió a la Fiscalía en Toluca a reportar la desaparición de su mamá. “Cuando llegué me dijo una de las policías, ‘hija creo que hay un cuerpo que tiene las características de tu mamá, necesito que veas algunas fotos'”, recuerda.

Tras reconocer las fotos Susana, Abi tenía que reconocer el cuerpo. Ahí estaba su madre. “Un día antes le había pintado su cabello, fue lo primero que vi. Husmeé sus orejas, sus ojos, sus lunares en forma de estrellas”, continúa.

“¿Qué fue lo primero qué pensaste?”, le pregunto.

“Lo negué. Después de verla y aun sabiendo que sí era mi mamá dije “¡No!, no es ella, mi mamá va a regresar, no puede ser ella’”, me responde.

Doña Alejandra, la madre de Susana, agrega: “Era mi hija la más guapa, la que siempre se preocupaba por mí. Aunque ella vivía allá [en Toluca], venía a verme hasta acá. La última vez que vino a verme fue el 10 de diciembre de 2017; estuvo en casa, vino a hacer sus flores a la virgencita, le pagó su misa para el día 12, y me la quitaron de esa forma tan cruel”.

Susana nació el 20 de mayo de 1973. Tenía 42 años y era madre de tres, quienes la recuerdan siempre fuerte, siempre hermosa. “Era muy grosera”, recuerda su hijo mayor Cristian, “su palabra cariñosa para mí era pendejo. Sin embargo, era su forma de hacerme saber que le preocupaba”. Las lágrimas en Cristian no lo dejan contarme más.

Dulce y Aby toman la palabra y me dicen que extrañan a su madre. Quieren que aquel que se atrevió a asesinarla pague, porque les arrancó a quien les apoyaba, quien les hacía saber que todo se arreglaba si uno le ponía énfasis.

Doña Alejandra todavía le reprocha a las autoridades su falta de respuesta: “Que se pongan a trabajar. Lo único que quiero es justicia, por eso hay tantos asesinatos, porque no nos oyen, no trabajan. Yo lo único que quiero es justicia. No se vale lo que le hicieron a mi hija”.

Cuando salgo del lugar la sensación de desolación es la misma que con cada una de las mujeres de las cuales he narrado su historia. Dejo a una familia llena de esperanza, que espera que la justicia llegue como solo se logra en este país: gritando y exigiendo. Doña Alejandra concluye. “Si a ellos [las autoridades] les mataran a alguien entonces sí, toda la patrulla pondrían. Pero nosotros somos pobres y por eso no nos hacen caso. Para el pobre no hay justicia, al rico sí. No me quitaron a un perro, me quitaron a mi hija. Y les exijo justicia. No solo cuando busquen votos nos prometan, trabajen”.

Sentarme a redactar cada semana la vida arrebatada de una mujer es cada vez más difícil. Cómo hilar las historias de tantas mujeres que nos han sido arrancadas sin que suene repetitivo. Las historias son duras y demasiadas. El dolor de las familias, aunque es el mismo, narra la vida única de una mujer diferente, que presentamos en este espacio para que ninguna se convierta en una cifra más.

Quieres contar una historia de feminicidio, desaparición, o intento de feminicidio búscame, ayúdame a visualizarlas.

@FridaGuerrera
fridaguerrera@gmail.com

https://ift.tt/2LMiTTf

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s