La poesía de la derrota: Estos contratistas ganaron más que AMLO


Un contrato ganador destaca entre más de mil compromisos de pago. El 30 de marzo pasado, la coalición que postuló a José Antonio Meade firmó un convenio por 85 millones de pesos con Aldea Digital SAPI de CV. “Propaganda exhibida en internet”, decía el acuerdo comercial registrado ante el Instituto Nacional Electoral (INE). Justo ese día comenzaron formalmente las campañas presidenciales. A partir de entonces, los ciudadanos con acceso a la web vieron en sus pantallas tropeles de información sobre el candidato impulsado por el gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI). Nadie puede reclamar que los publicistas incumplieran su trabajo: Meade estuvo a la vista de los internautas.

Al final de la contienda, Aldea Digital se anotó diez contratos que sumaron 111 millones de pesos (5.7 millones de dólares). “Servicios de diseño”. “Desarrollo de hosting, dominio y administración de páginas web”. “Producción de materiales para internet”. “Vuelos”. “Renta de autobuses”. La variedad de rubros que nutrieron aquella cifra coloca a la compañía radicada en el norteño estado de Nuevo León como la campeona de las elecciones mexicanas.

Tras detectar aquella aguja dorada en el pajar, VICE se dio a la tarea de armar una base de datos con los proveedores de las campañas de las tres coaliciones que buscaron el voto: Todos por México, que postuló a Meade; Por México al Frente, que impulsó a Ricardo Anaya, y Juntos Haremos Historia, que respaldó a Andrés Manuel López Obrador. Y es que 111 millones no son poca cosa. Con esa cantidad de recursos podrían mejorarse, por ejemplo, un centenar de escuelas del estado de Sonora. En esos hipotéticos centros de estudios se rehabilitarían pisos, instalaciones eléctricas, canchas deportivas, bebederos y baños. Pero esta breve historia de los gastos electorales no terminó así. Los beneficiarios de esos recursos no fueron cien escuelas, sino una legión de contratistas.

Hay que anotar que el aspirante de la alianza impulsada por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Partido Verde Ecologista de México (PVEM) y Partido Alianza Social (PANAL) no fue el que más gastó durante su intento por ganar los comicios presidenciales, ni el que más contratos otorgó. En eso la delantera se la llevó Anaya, candidato del frente integrado por Partido Acción Nacional (PAN), Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC). Así, el top ten de empresas con contratos más jugosos durante las elecciones mexicanas, queda de la siguiente manera:

1. Aldea Digital: 111.1 millones de pesos (contratada por Meade)
2. Publicity Adglow México: 46.4 millones (contratada por Anaya)
3. Ojiva Consultores: 39.7 millones (Anaya)
4. Tent Servicios Integrales: 32 millones (Anaya)
5. Servicios Caballero: 30.8 millones (Meade)
6. Entelequia: 19.7 (Anaya)
7. Grupo de Medios Especializados México: 18.3 (Meade y Anaya)
8. TNT Renta de Equipo: 17.6 millones (Anaya)
9. Comercializadora Publicitaria: 17.4 millones (Anaya)
10. The Mates Contents: 11.5 millones (Meade)

Los que obtuvieron más de un millón

Con 111 millones de pesos pueden comprarse unos quince automóviles Rolls Royce como los que tienen algunas actrices o diez casas en el club campestre donde vivió Ricardo Anaya durante su juventud. El negocio de los proveedores de las campañas presidenciales seguramente provocó una derrama económica entre creativos, profesionales de la comunicación y expertos en los laberintos de las redes sociales, porque las diez empresas más beneficiadas se dedican a las artes de la propaganda y la organización de eventos.
Como puede verse en el top ten, seis empresas recibieron beneficios del dinero público ejercido por Anaya. Tres son beneficiarias de los contratos con José Antonio Meade. Sólo Grupo de Medios Especializados México tuvo acuerdos comerciales con ambos candidatos.

Los gastos de campaña reportados por los partidos al INE muestran que la mayoría de los mil 438 contratos fueron por cantidades que deambulan en los miles de pesos. Apenas un arañado 10% de los convenios superaron el millón. Entre estos se encuentra uno a favor de Gadeco Operadora Turística, una empresa que desarrolla logística para congresos y tours nacionales e internacionales. El Partido Encuentro Social (PES), uno de los partidos que postuló a Andrés Manuel López Obrador, acordó con ellos un pago por 1.2 millones de pesos, el 19 de febrero de 2018, poco después de que terminaran las precampañas. Alrededor del 60% de estos beneficios los obtuvieron proveedores de Anaya, mientras que casi 40% cayó entre los contratistas de Meade.

Los resultados preliminares de la elección señalan que, pese a que Meade y Anaya realizaron los gastos más onerosos, el candidato de la coalición formada por Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), Partido del Trabajo (PT) y PES alcanzó la mayoría de los votos reportados por el INE:

AMLO: 53%
Anaya: 22%
Meade: 16%

Los contratistas más beneficiados

De acuerdo con datos del Registro Público de la Propiedad y el Comercio (RPC), consultados por VICE, Aldea Digital se fundó en 2014. Su socio principal es Sergio Jesús Zaragoza Sicre, quien mantiene vínculos con el priísta Manlio Fabio Beltrones y con el panista Rafael Moreno Valle. Además de tener esa empresa especializada en redes sociales, internet y elaboración de discursos, es accionista de la encuestadora México Elige, contratada por SDP Noticias durante la campaña. Los regiomontanos Alejandro Salvador González Gutiérrez y Aldo Hiram Campuzano Rivera también aparecen en el acta constitutiva de la compañía.

Aldea Digital lo mismo ha celebrado contratos con el municipio de Durango que con el PAN nacional. En la campaña de Meade facturó esos 111 millones de pesos de los que hemos hablado. Sergio Zaragoza se presenta en Twitter como “evangelizador de las redes sociales”, espacio virtual donde cita el título de un poema de Manuel Gutiérrez Nájera: “Non omnis moriar”, que alude a “no moriré del todo… en la urna diáfana del verso”.

Otros de los contratistas que obtuvieron beneficios millonarios de los candidatos perdedores en la elección presidencial fueron Publicity Adglow y Ojiva. La primera es una trasnacional especializada en publicidad digital que ha trabajado para la Universidad de Chapingo, México, y la segunda una empresa radicada en Querétaro que ha celebrado varios contratos de comunicación estratégica con el PAN. A los socios, Luis Javier Moreno Benjumea y Andrea Esthebanna de Anda Raigosa, se les han conocido contratos públicos con los gobiernos de Veracruz (en tiempos de Javier Duarte) y Durango, así como con el senador Ernesto Cordero (un panista expulsado de su partido por hacer campaña en favor del candidato del PRI). Ambas empresas jugaron esta vez en la cancha de Anaya.

Otros siete contratistas lograron facturar más de diez millones de pesos alimentando las pantallas de teléfonos móviles, tablets y computadoras. Y avivando una contienda en la que Meade y Anaya reconocieron con vertiginosa prontitud sus respectivas derrotas. El primero a las 8:08 pm del domingo 1 de julio. El otro, media hora después. Ambos reportaron al INE haber gastado durante la campaña más del triple que López Obrador:

Anaya: 350 millones
Meade: 302 millones
López Obrador: 100 millones

¿Cómo operó el triunfador para invertir menos dinero y ganar más votos? ¿Cómo hicieron los contratistas de los perdedores para obtener millonarios recursos con tan magros resultados? La pelota está en el VAR (Video Assistant Referee) fiscalizador del árbitro electoral.

Sigue a Salvador Frausto y Alejandra Crail en Twitter.

Sigue a Vice News en Twitter.

https://ift.tt/2m8p3T7

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s