Domingo, día de la precariedad


A muchos nos va bien comprar un domingo, pero muy pocos están dispuestos a trabajar ese día. ¿Cómo es posible que como consumidores tendamos a normalizar una dinámica que como trabajadores no estemos dispuestos a asumir? Miramos con pena a la cajera o al dependiente mientras hacemos nuestra compra y en esa contradicción reside la clave, porque el neoliberalismo hace que nos oprimamos los unos a los otros. Las largas jornadas, los turnos desestabilizadores y el agotamiento laboral, hace que nos venga bien comprar los domingos y esta compra domin

etiquetas: domingo, día, precariedad

» noticia original (lantorcha.es)

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s