Este hombre fue arrestado por hervir huesos humanos y beber el caldo


Artículo publicado originalmente por MUNCHIES Estados Unidos.

Hay innumerables formas de hacer un buen caldo. Depende de cómo te guste hacerlo: asando los ingredientes; cocerlos a fuego lento, o el tipo de ingredientes que usarás en primer lugar. Pero independientemente de la receta que utilices, lo mejor sería que no implicara robar la tumba de un extraño.

Según el Chronicle Herald, Lucas Dawe, un canadiense de 20 años, enfrenta cargos de posesión de un esqueleto robado e interferencia con restos humanos, luego de que fue capturado supuestamente hirviendo los huesos y bebiendo el caldo. Dawe fue arrestado después de que un testigo anónimo le dijera a las autoridades que él (o ella) lo había visto lamer los huesos.

La Real Policía de Terranova (RNC, por sus siglas en inglés) fue llamada al sendero cerca del cementerio, donde se encontraron partes de un esqueleto humano en un jardín cercano. Ese descubrimiento, y el hecho de que se informó de que estaba lamiendo huesos, finalmente condujo a Dawe y a su caldo. El Dr. Nash Denic, el médico forense jefe de Terranova, le dijo al Canadian Press que fue el primer robo grave del que había oído hablar en la provincia. También fue la primera vez que tuvo que llamar por teléfono a familiares, para hacerles saber que algunos de los huesos de su pariente fallecido habían sido robados y hervidos.

Toda la evidencia sugiere que los restos fueron robados del histórico cementerio de la parroquia de Todos los Santos, y pertenecen a un individuo no identificado que murió en el siglo XIX (un individuo no identificado que probablemente debería comenzar a espantar a Lucas Dawe por las noches).

“Cuando alguien entierra a su ser querido en un cementerio, se supone que ese será su lugar de descanso final, como decimos en la liturgia, por eso, esto fue sorprendente para mí”, dijo Sam Rose de la Diócesis Anglicana del Este de Terranova y Labrador.

En julio pasado, arqueólogos y funcionarios egipcios abrieron un sarcófago de 2,000 años de antigüedad, recientemente descubierto, y un hombre británico pidió beber el fango rojo atormentado que contenía la caja. “Necesitamos beber el líquido rojo del maldito sarcófago oscuro en forma de algún tipo de bebida energética carbonatada para que podamos asumir sus poderes y finalmente morir”, escribió Innes McKendrick en Change.org en ese momento.

El jugo era una combinación de restos óseos putrefactos y de color óxido y lo que los funcionarios creían que eran aguas residuales líquidas, pero McKendrick le dijo a MUNCHIES que probablemente “tendría un sabor similar al de la mayoría de los otros refrescos derivados del esqueleto”. (También pensó que beber el agua del ataúd causaría que toda la humanidad se destruyera a manos de “furiosos dioses egipcios inmortales”, y, no pasa un día que no desee que todos sumerjamos nuestras malditas cabezas en ella).

Mientras tanto, la próxima cita en la corte del presunto ladrón de esqueletos Lucas Dawe se fijó para el 1 de mayo. También tendrá que enfrentar cargos de que robó en una tienda de conveniencia Circle K en tres ocasiones distintas pero, probablemente ese es el menor de sus problemas.

http://bit.ly/2PxnzQi

Anuncios

Y tu que opinas???

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s